Curiosidad para el fin de semana

En la antigua Roma los acreedores podían esclavizar a los morosos y venderlos para cobrarse la deuda.

FUENTE DE LA NOTICIA.